Return to site

#NetNeutrality vs. #TheDress

El Correo del Viernes (Edición Sabatina)

Comencemos con #NetNeutrality
El 26 de febrero del 2015 la comisión Federal de Comunicaciones de los Estados Unidos votó a favor de implementar nuevas reglas que permitan mantener la neutralidad de la red en ese país.
¿Qué es la neutralidad de la red? Básicamente significa asegurar que los proveedores del servicio de Internet sigan tratando todo el contenido compartido a través de sus servicios de la misma forma, sin regular el tráfico por tipo de contenido. 
Explicado de forma práctica: Sin la neutralidad de la red los proveedores de Internet podrían cobrar según el contenido que usted consuma, no muy diferente de comprarle a su proveedor de cable distintos "paquetes" de canales. 
Además de esto si los proveedores de Internet son también proveedores de telefonía (como en la mayoría de países) ahora tendrían el poder de limitar servicios como el de VoIP (Voz sobre IP) como Skype para beneficiar su negocio. 
Aquí una discusión de los pros y los contras (literalmente). Y aquí otra explicación muy completa en español.
Opinando sobre #TheDress

"¿Pueden ayudarnos a aclarar esta discusión por nosotros?"

La discusión era sobre el color de un vestido. El resto de la historia usted la conoce. (Y las marcas la aprovecharon).
Me parece curioso que el mismo día que se discute la neutralidad de la red, el mundo se vuelva loco por el color de un vestido.
Y no porque considere que el mundo debería estar discutiendo otros temas de mayor relevancia mundial o recordando una querida celebridad que falleció.
Podemos volvernos "policías de la atención" y criticar amargamente la exagerada atención al vestido pero Megan Garber nos recuerda algo importante en este artículo de The Atlantic:

"No podemos perder de vista que si tenemos la posibilidad de usar la plataforma de comunicación más transformativa que el mundo ha conocido para participar en debates sobre el color de un vestido que se vende en Amazon, usted es, fundamentalmente, privilegiado. Y por lo tanto, en una mejor posición que muchos para hacer un mundo mejor."

O como la misma Cate Holderness (responsable del fenómeno #TheDress) lo comparte: 

"Pienso que estar feliz y emocionada por una cosa no significa que no te molesten otras. No veo una disonancia cognoscitiva entre las dos. Y BuzzFeed hace eso. Hacemos reporte a profundidad desde Ucrania o Liberia. También subimos GIFs de gatos. Y esas cosas viven lado a lado."

Jonah Peretti, fundador de BuzzFeed confirma esta visión hablando sobre la filosofía de BuzzFeed (retórica que también aplica para explicar mucho de lo que pasa en la red):

"Tienes una copia de "El Ser y la Nada" de Sartre, una copia de Le Monde y a la par tuya, como es caso común en París, un perro muy bonito. Lees filosofía, lees noticias; acaricias al perro. No te vuelves estúpido cuando acaricias al perro. ¡Sólo estás siendo humano!"

Comenté ayer en Facebook que el tema del vestido demuestra dos tendencias muy humanas:

  1. Nuestra tendencia a clasificarnos y fascinarnos con ser o no ser de un grupo determinado.
  2. La curiosidad de buscar explicación a fenómenos que no entendemos.

Esta es la belleza y también el peligro de un Internet abierto: Una internet que amplifica nuestro propio alcance de comunicación sin importar el contenido, y por ende nos hace aún más responsables de lo que compartimos como comunidades. 

Así como el vestido, existirán muchas cosas sobre las que no nos podremos poner de acuerdo; pero quiero seguir teniendo la misma libertad para ver House of Cards, lamentar la muerte de Leonard Nimoy desde la estación espacial o discutir el color de un vestido. 

Al final la verdadera neutralidad de la red (esa que no es técnica y tiene más que ver con aceptación y tolerancia) estará siempre en nosotros.

Para suscribirte al Correo de los Viernes entra o comparte este link: http://tinyletter.com/gorileo
All Posts
×

Almost done…

We just sent you an email. Please click the link in the email to confirm your subscription!

OKSubscriptions powered by Strikingly